domingo, 21 de marzo de 2021

Resultados

Más de medio siglo y el bloqueo o embargo o como más pueda gustar llamar al conglomerado de sanciones económicas contra el régimen cubano por parte de los Estados Unidos, con el objetivo de presionar a los del poder en La Habana a que celebren elecciones libres, liberen a los presos políticos y respeten los derechos humanos, no han logrado los resultados deseados.  Hoy Cuba no está más cerca de unas elecciones democráticas que cuando los hermanos Castro tomaron las riendas de la isla el Día de Año Nuevo de 1959.  Igualmente sigue teniendo presos de conciencia y violando sistemáticamente los derechos ciudadanos. 

Seguir con dicha estrategia que Washington no aplica a otros regímenes represivos como los de China y Rusia, por mencionar a solo dos, ya es como todo el mundo sabe, para ganar votos a nivel local, estatal y federal.  ¿Resultados?  Ganar elecciones en Estados Unidos y seguir igual Cuba.    

Por estos días la administración Biden-Harris ha dicho que el apoyo a la democracia y los derechos humanos será clave en su política hacia Cuba. ¿Esos no han sido en gran medida los objetivos de los gobiernos estadounidenses todos estos años?  Esperar que la dictadura de la isla haga otra cosa que no sea lo que ha estado haciendo por más de seis décadas es ser bastante ingenuo.  Los resultados ya han sido más que probados, la continuidad del estatus quo. 

¿Qué el régimen cubano es terrorista?  Sí.  ¿Qué los hermanos Castro han sido unos asesinos?  Por supuesto.  ¿Qué la dictadura viola los derechos de los cubanos todos los días?  También es verdad.  ¿Qué por todo eso no se debe levantar las sancionas contra el poder en La Habana?  Vuelvo a lo antes mencionado, tales sanciones no se les aplica a China, Rusia y demás países con semejantes pedigríes.    

En lo personal, abogué y respaldé por muchos años las sanciones de Washington.  Desde participar en manifestaciones en dicha capital y en marchas en la Calle Ocho de Miami hasta cabildear en oficinas de congresistas, senadores y oficiales de la Casa Blanca.  Recuerdo hace años a asesores de congresistas pidiéndome les entregara datos sobre las diferencias entre China y Cuba para justificar el embargo porque en el Congreso los partidarios del levantamiento de sanciones siempre les sacaban en cara las similitudes de la isla con el país asiático y Estados Unidos no aplicaba la misma política a ambos regímenes que cometían los mismos abusos y censuras.  Por mucho que me esmeré, a pesar de mi experiencia, mis años en bibliotecas investigando, nunca pude encontrar y facilitarles lo que me pedían.    

Desde mi adolescencia he estado involucrado en la causa de la liberación de nuestro pueblo.  Desde el paramilitarismo hasta la acción directa con el objetivo de derrocar el sistema comunista cubano que oprime a mi pueblo.  He sufrido en carne propia, para nada tanto como muchos de mis hermanos y hermanas de lucha, y como muchos de mis compatriotas “cubanos de a pie”, las consecuencias de más de seis décadas del castrismo.  Por eso  me es nada agradable y me ha sido nada fácil decir lo siguiente, es hora de que Cuba y los Estados Unidos normalicen relaciones y se levanten las sanciones contra la dictadura.    

Cuba está teniendo un momento en la historia del presente.  Quizás como nunca, los cubanos estamos más cerca hoy de lograr por lo menos algunos de los resultados deseados por tanto tiempo.  Una nueva generación está exigiendo con más éxito que la mía y la de mis padres, se le respete sus derechos, sus deseos de cambio, de libertad.  Seguir los Estados Unidos sancionando a Cuba no agilizará los deseos de esta nueva generación de cubanos como no los agilizó para las generaciones de sus padres y abuelos.  

Los tiempos han cambiado.  Nuestras estrategias y la de nuestros aliados deben cambiar también.  ¿Quién sabe?  Con un cambio de política hacia Cuba por parte de los Estados Unidos nuestro pueblo pudiera por fin verdaderamente mejorar su condición de vida, y hasta impulsar de una vez por todas los resultados que tanto ansiamos. 

De lo contrario sería más de lo mismo con lo mismo con los mismos resultados.  

sábado, 27 de febrero de 2021

Cuba aprueba Ley de Bienestar Animal

Gracias a los animalistas y la lucha que libraron, el plantón frente al Ministerio de Agricultura los otros días que desató el dialogo entre ellos y el Ministerio prometiendo la ley antes de concluir el mes.  Granma con la noticia de la aprobación del decreto.  Cuba está teniendo un momento.   

Post relacionado.

domingo, 14 de febrero de 2021

La poesía está de luto

Muere Ángel Cuadra en el exilio.  Quienes tuvimos la dicha de conocerlo en persona sabemos su ser, tan profundo como su letra.

    Autoanálisis

Al final va llegándome el sosiego
de resignarme a lo que sólo he sido;
aceptar que morí en lo no vivido
y perdí lo dejado para luego.
A la premura de vivir me entrego
y, a veces, por vivir, de mí me olvido;
que a otro doble de mí, que a mí va uncido,
siento que le robé su tiempo, y brego
por no volver el rostro al repetido
llamado de su voz, pues que le niego
su espacio en el espacio en que he existido.
Y así, al final, a definir no llego
si es relegando al otro que he vivido
o es a mí al que he dejado para luego.

domingo, 7 de febrero de 2021

Matando al perro de la familia

Impulsar el terror a los que disienten es la idea.  Matar al perro de la familia es la moda de las autoridades cubanas desde hace un tiempo.  Ahora la denuncia de Norges Rodriguez y recordamos esto de cuando le mataron su mascota a David D Omni.

Ya es hora de que las autoridades pongan fin a esta criminal estrategia que atenta contra los derechos de los animales.  Ya es hora de respetar la ley y cesar el terror a la ciudadanía.

sábado, 30 de enero de 2021